Mueres a los 25, y ¿luego?

Te entierran a los 70! Es una declaración que, de primera parece extraña, pero que si lo piensas bien y detenidamente, es demasiado real, tanto así que duele.

Los 25 es una edad importante, ya que el muy renombrado cuarto de siglo te da todas las oportunidades y deja miles de puertas abiertas; ya sea de cambiar, mejorar, tomar otros caminos, mejorar los hechos, comenzar a sembrar consciente de qué estas haciendo, etcétera y de igual manera, también te puede dar el portazo en la cara y hacerte olvidar todas esas esperanzas y anhelos que tenias cuando más joven (si, escribí: más joven).

Los que tienen 30 y/o se encuentran ya caminaditos en el también muy mentado “tercer piso”, te dirán siempre que eres aún un niño, y es que, comparado con ellos y todo el camino que han o no caminado, ciertamente lo eres. Y también te encuentras con la contra parte, los jóvenes que casi te veneran por ser tan adulto y seguir pareciendo uno de sus compañeros de banca del colegio, tanto así que te preguntan y ellos mismos se interrogan: ¿cómo lo logras? La diferencia entre los primeros y los segundos radica en que los primeros te llaman niño porque todavía tienes en la cara, pintada toda la esperanza que guardan los niños cuando sueñan en ser mayores y cambiar al mundo; los segundos te admiran por estar ahí, cambiando el mundo y cumpliendo tus sueños de infancia y demás fantasías con las que se sueña; y tu, bueno, realmente no sabes a donde hacerte, pero ese es un secreto que guardamos celosamente esperando descubrir rápido qué deberíamos hacer.

La crisis de los 25, a veces llega antes, a los 23 o a los 24 y según mis fuentes, me aseguran que a los 27 hay otra crisis que te prepara para la de los 30. También se tiene crisis a los 12 y luego a los 18 pero de esas nadie se acuerda porque le llaman crecer, pero a los veinte y tantos, ya creciste así que, ahí tienes: ¡una crisis, real y en potencia! Pero, ¿por qué se tienen crisis? No soy ningún experto en los recovecos y funciones de la truculenta mente humana, pero me atrevo a decir que la crisis llega cuando el camino marcado en el mapa se corta, no hay ruta que seguir y no te queda más que improvisar, seguir el instinto, hacer uso de la experiencia y arriesgar el todo, o lo que cada quien decida correcto arriesgar. Tal como si estuvieras en uno de esos capítulos de “A prueba de todo” y tu vida dependiera de que tan rápido eres para salvar el pellejo.

La crisis te ataca y tu no sabes que hacer, así que te quedas quieto en lugar de moverte. Si así como en el programa mencionado, si no haces nada y esperas auxilio en ese pedazo inhóspito de bosque/ desierto/ isla/ montaña/ ciudad abandonada/ lo que sea, sin hacer un mínimo esfuerzo, señal de humo, algo para sobrevivir; si en lugar de moverte te quedas quieto, simplemente mueres. ¡Mueres y ya esta! Intelectual, espiritual, mental y físicamente, mueres y una vez muerto, se acabo el juego para ti.

Antes de que el juego se acabe, o en caso de que creas que se ha acabado, despierta del estado vegetal en el que te encuentras y muévete. Recuerda lo que aprendiste, anhelaste, buscaste y por lo que te preparaste hasta ahora y sal a buscarlo. Que las circunstancias no sean lo que te detenga ahí, en tu pedazo inhóspito de tierra. No toda la vida es inhóspita y no siempre tendrás adversidad a tu paso, pero si no volteas hacia otro lado, si no caminas hacia otro lado, siempre tendrás más de lo mismo. ¡Seamos luchadores de la vida! Porque, como dice Rocky: ¡Esto no se acaba, hasta que se acaba!

El video aquí

Anuncios

Autor: Rous

Cuando era niña alguna vez soñé con convertirme en una gran escritora y fotógrafa. Actualmente soy ingeniera civil pero sigo insistiendo en mi futuro humanista. Tengo muchas historias, pero todas pasan en mi cabeza. Ahora trato de dar el siguiente paso y comenzar a compartirlas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s